Agua convertida en brisa, vegetación tomada del paraíso y un lugar donde el tiempo no tiene cabida conforman a El Aguacero en Chiapas, un sitio de penumbra belleza. Estas hermosas cascadas son el mejor secreto de la selva chiapaneca, tierra que pocos han podido pisar. Es un sitio perfecto para todos aquellos que desean un encuentro real con la naturaleza. Un terreno virgen que te llevará paso a paso a través de sus entrañas.

Enclave verde

Las cascadas de El Aguacero en Chiapas se ubican en la Reserva de la Biosfera El Ocote. Estas formaciones se ubican a tan sólo 25 kilómetros al poniente de la cabecera municipal de Ocozocoautla. Este bello paraíso nace en la cueva El Encanto por donde corre un río subterráneo.

vista de la caída de agua en El AguaceroSu mayor encanto proviene de una precipitación entre rocas de cortes desiguales. Esto da lugar a un choque de aguas que se desintegran en intensa brisa que se derrama en forma de aguacero. El río que alimenta esta belleza se abre para formar un imponente cañón cubierto de vegetación variada así como flores silvestres multicolores.

Vista de la cascada de El AguaceroSon cerca de 740 escalones los que se necesitan descender para llegar al fondo del cañón donde el río serpentea. Una gran bajada que vale la pena realizar para observar la inmensidad de estas paredes. El sitio cuenta de igual manera con diversos mágicos rincones como la cueva El Encanto. Esta gruta cuenta con una extensión de 200 metros la cual aguarda el paso de un calmado río subterráneo.

Vista al final del cañón en El AguaceroTodas estas maravillas forman parte del Centro Ecoturistico El Aguacero. Entre las múltiples actividades que se pueden practicar aquí se encuentra el senderismo, la observación de flora y fauna y el camping. El lugar cuenta con restaurantes, baños, escaleras, senderos alternos así como dos miradores con vista al cañón Río La Venta. Uno de los lugares donde el agua se convierte en una manta de belleza refrescante y paredes de inmensidad eterna.

Continuar leyendo: Cañones que debes visitar en México