Categorías

Parque Nacional El Chico, paz y aroma natural
Destinos
Hoteles
Gastronomía
Pueblos Mágicos
Tips
Curiosidades
Mexicana por el mundo

destinos

Dunas de Yeso, el desierto blanco de México

Comparte

Arriba, un caleidoscopio de azules que sirven de manto. Debajo, un mar blanco de olas suaves que se mueve al ritmo de los pasos que se marcan en su piel. No hablamos de un sueño ni mucho menos de una fantasía. Son las Dunas de Yeso en Coahuila. Un espectáculo alucinante que te dejará perplejo al tiempo que sentirás la fragilidad de un paraíso único bajo tus pies.

Blanco y eterno

Blanco, inhóspito y laberíntico. De esta manera podemos calificar a las Dunas de Yeso. Este sitio de conservación y educación ambiental forma parte del área protegida de Cuatro Ciénegas en Coahuila. Cuenta con una extensión de 800 hectáreas que recorren gran parte de este territorio al norte del país. El yeso blanco de las dunas es generado gracias a una composición geoquímica. Es una forma hidratada de sulfato de calcio que extrañamente puede verse en forma de arena.

La formación de las Dunas de Yeso se originó hace millones de años debido a la evaporación del Mar de Tetis, donde se encuentra ahora el estado de Coahuila. Tras su desaparición, en la región quedaron cristales de sulfato de calcio hidratados, mejor conocido como yeso, dando forma a las dunas blancas que hoy podemos ver.

Dunas de YesoAl estar aquí, podrás caminar a través de cuatro tipos de dunas: las de domo, lunadas o barjanes, dunas transversas y dunas parabólicas. No hay cuatrimotos ni todo terreno en este lugar, sólo un poético paisaje rodeado de plantas que han desarrollado maneras de sobrevivencia a través del tiempo. Los arenales cambian y se mueven constantemente, creando y destruyendo dunas a cada segundo. Estamos ante un paraíso viviente que no deja de respirar.

Dunas de YesoLas Dunas de Yeso se encuentran rodeadas de cactáceas, matorrales así como correcaminos, coyotes y diversos reptiles e insectos. Cada uno de estos seres otorga diversidad y evidencia que todo puede sobrevivir aquí. Este extenso campo de brillante blanco es perfecto para practicar senderismo, ciclismo y capturar los mejores paisajes de vida silvestre. La entrada a este sitio es de 30 pesos y lo puedes visitar en un horario de lunes a domingo. Recuerda llevar ropa ligera, bloqueador solar y zapatos cómodos.

Dunas de YesoContinuar leyendo: El Zacatón, el cenote más profundo del mundo

Por: Miguel Escudero

Escribe un comentario