Ciudad de México es un lugar lleno de historia, que se puede ver y tocar en varios de sus edificios. Pero existe uno en particular que demuestra la ferviente devoción de la población capitalina y del país a la religión. Nos referimos a la Catedral Metropolitana de la Ciudad de México, mejor conocida como Catedral de CDMX por muchos otros.

Los orígenes de la Catedral de CDMX

Catedral de CDMX

Su nombre completo es Catedral Metropolitana de la Asunción de la Santísima Virgen María a los cielos de Ciudad de México. Ubicada en la Plaza de la Constitución o Zócalo capitalino, es la sede de la Arquidiócesis Primada de México. Esta estructura de 59 metros de ancho por 128 de largo y 60 de altura hasta la cúpula es increíble.

Catedral de CDMX

Su historia se remonta al conquistador Hernán Cortés, después de regresar con los otros españoles de un viaje a Honduras. Los conquistadores españoles decidieron construir una iglesia sobre una porción del Templo Mayor en la ciudad del Impero Azteca, Tenochtitlán. De esta manera, demostraban de manera simbólica el poder español sobre el territorio recién conquistado, comenzando así la Nueva España.

Su construcción

El primer director del proyecto para construir la antigua Catedral de CDMX fue el arquitecto conocido como Martín de Sepúlveda. Para su construcción, fueron utilizadas las piedras del templo del dios Huitzilopochtli, deidad de la guerra para los guerreros aztecas. El primer obispo que tuvo esta construcción religiosa fue Juan de Zumárraga, de la sede episcopal del llamado Nuevo Mundo.




Catedral de CDMX

Sin embargo, su verdadera construcción no comenzaría hasta 1544, cuando las autoridades eclesiásticas de Valladolid ordenaron una catedral más suntuosa. En 1573, se establece que la nueva catedral, al catedral fue derribada para comenzar la construcción de la actual Catedral de CDMX. Siglos después, esta construcción de adoración se mantiene como uno de los símbolos de la capital del país.

 

Continuar leyendo: Las 10 catedrales más hermosas de México

Alive Unique

Escribe un comentario