Ciudad de México es el epicentro nacional para distribuir y esparcir la cultura por medio de sus diferentes propuestas. Sin embargo, eso no significa que todas esas propuestas caigan en lo trillado y convencional. Ejemplo de ellos son algunos museos que lo más seguro es que te dejen con cara la boca abierta. Es por ello que a continuación te presentamos algunos de los museos más insólitos de CDMX.

Museo de la Luz

Museo de la Luz, de los museos insólitos de CDMX

Se encuentra ubicado en el antiguo edificio del Templo del Colegio Máximo de San Pedro y San Pablo. Su nombre se explica por sí solo: es un lugar dedicado a explorar los fenómenos de la luz. Una sede dedicada a satisfacer tu curiosidad de este fenómeno físico y su relación con la ciencia.

Museo del Narcotráfico

Museo del Narcotráfico

Ubicado dentro del Campo Militar N° 1, es un museo que no se encuentra abierto al público. En lugar de ello, es utilizado como una manera de educar a oficiales y soldados sobre el tráfico de drogas. Dentro de su acervo, se encuentran algunos objetos extraños y extravagantes que han sido confiscados al crimen organizado nacional. Entre ellos, un fusil de asalto AK-47 bañado en oro, pistolas incrustadas en diamantes u otras piedras preciosas, imágenes de Jesús Malverde y la Santa Muerte.

Museo de la Tortura

Museo de la Tortura

Se ubica en una casona antigua del Centro Histórico de la capital del país. Los objetos de tortura que aquí se encuentran no son para los que se espantan fácilmente. Todos los aquí presentes fueron utilizados en algún momento por el Tribunal del Santo Oficio. Dicho tribunal era mejor conocido como la Santa Inquisición.

Museo del Objeto

Museo del Objeto

Más de 100 mil piezas conforman el acervo de este curioso museo. Lo interesante es que se trata de objetos que en algún momento fueron objetos cotidianos. Ahora en desuso, son un referente para analizar el paso de la vida diaria en el país desde el siglo XIX.