Categorías

Cabo Wave, recorriendo la belleza de Los Cabos
Destinos
Hoteles
Gastronomía
Pueblos Mágicos
Tips
Curiosidades
Mexicana por el mundo
Tips para dejar de soñar y viajar ahora

tips

Tips para dejar de soñar y viajar ahora

Comparte

Todos hemos soñado con el viaje de nuestros sueños, ese tan anhelado que nos hará olvidarnos de todos nuestros problemas. Sin embargo, somos nosotros mismos quienes nos ponemos trabas para conseguir esa aventura de la que tanto deseamos formar parte. “No tengo dinero”, “tengo que trabajar”, “¿quién cuidará a mi gato?” y muchas más que sólo son excusas muy convenientes. Por ello, a continuación te dejamos estos tips para que dejes de soñar y al fin te pongas a viajar.

Comprométete a tu idea

Una foto publicada por Dikla Stanger K (@diklask) el


Una cosa fácil de decir, difícil de hacer. El comprometerte a viajar para cumplir tus sueños significa tomar decisiones que eventualmente te acerquen a cumplir ese anhelado cometido. Para ello, debes preguntarte: ¿por qué quiero hacer este viaje?, ¿qué espero conseguir de él? Y, principalmente, ¿realmente lo deseo? Así que deja de decir “algún día lo haré” o “pronto habrá tiempo” y toma la decisión de una vez.

Formula un plan


Una vez que estés comprometido a viajar, lo siguiente que debes hacer es realizar un plan para llevarlo a cabo. Tendrás que aprender trucos para ahorrar dinero, incluso tal vez conseguir una fuente de ingreso extra, pero definitivamente es posible. También ve la manera en administrar los días de vacaciones que te dan en tu empresa para aprovecharlos al máximo. En caso de que tengas otros pendientes como familia o mascotas, busca gente de confianza que pueda cuidarlos de momento.

Pon en marcha tu idea


El momento más difícil pero más emocionante al momento de viajar en tu esperada aventura: poner manos a la obra. Lo más seguro es que te lleguen momentos inesperados o pesados, pero recuerda que todo es parte de la experiencia. Así que ya déjate de excusas y propón realizar el viaje con el que siempre has soñado, sin ningún miedo.

Por: Arturo Gutiérrez

Escribe un comentario