De Tamaulipas hasta Yucatán, el Golfo de México es un mar de sabores y productos heredados por un pasado de riquezas inmensas. Prueba de ello, son las icónicas cocinas de cada uno de estos estados que reflejan identidad propia dentro de un conjunto. Estos platillos no solo resaltan por su exquisitez y trascendencia, son auténticos tesoros de la gastronomía de la región. Conoce más de estos lugares con los platillos del Golfo de México que debes conocer.

Jaibas rellenas, Tamaulipas

No sabemos a ciencia cierta en que momento la jaiba se volvió un icono de Tamaulipas. Lo cierto es que hoy la podemos ver dentro del nombre de un equipo de futból, decenas de artículos y, claramente, en la gastronomía. Uno de los platillos más importantes de la región es sin duda las jaibas rellenas. Éstas se componen de caparazones rellenos de picadillo de pulpa de jaiba guisada con jitomate, chile, aceitunas, alcaparras y pasitas.

jaibas rellenas

Pan de cazón, Campeche

No hay lugar en Campeche que no se conozca el sabor del pan de cazón. Este consta de tortillas, frijoles, salsa de jitomate y chile habanero. El principal ingrediente y nombre del platillo se trata de un tiburón pequeño que le da identidad al platillo y que suele ser muy característico de la tradición pesquera de la zona.

pan de cazón

Chilpachole, Veracruz

Originario de la región del Sotavento, Veracruz, el chilpachole es sin duda uno de los platillos del Golfo de México más deliciosos. Consta de caldo de jaiba o camarón condimentado con chile chipotle, jitomate y masa de maíz. Su sabor se fortifica gracias a las cascaras de camarón y otras especias. Suele servirse como plato fuerte en un plato hondo añadiéndole chochoyotes (bolitas de maíz).

chilpachole

Continuar leyendo: 8 platillos de la Península de Yucatán imperdibles

Pescado a la Tikin Xic, Yucatán

A la orilla de la playa y con el mar de frente, así es como se debe disfrutar de este maravilloso platillo. Se prepara con recado yucateco –mezcla de especies previamente preparada–, que cubre al pescado envuelto en hojas de plátano y algunas cascaras de coco. Suele cocinarse directamente a las brasas con leña y disfrutarse de inmediato.

pescado a la tikin xic

Arroz a la tumbada, Veracruz

Creemos que no hay nada más veracruzano que un arroz a la tumbada. Esta magnífica combinación de esencias americanas y europeas suele componerse de arroz, cebolla, mariscos (pulpo, camarón y jaiba) en un caldo rojo. Aunque existe una amplia variedad de ingredientes, algo que no cambia es su forma de preparación la cual se distingue por “tumbar” la olla al fuego y servirse de inmediato para que no se seque.

Arroz a la tumbada

Pejelagarto, Tabasco

Que su extraña y terrorífica forma no te confunda, el sabor del pejelargarto es único en todo México. Existen cinco tipos de este animal que suelen habitar las lagunas y pantanos de diversas regiones tabasqueñas. Su sabor es similar al cazón aunque con una esencia más delicada. La mejor forma de disfrutarlo es asándolo y acompañarlo con tortillas y salsas. También se realizan empanadas, el chirmol y los típicos tamales de pejelagarto.

pejelagarto

Sopa de lima, Yucatán

Tan ancestral como la región donde se prepara, la sopa de lima es uno de los platillos del Golfo de México más exquisitos. Su preparación data de la época prehispánica y se distingue por la ligereza y esencias cítricas. Se prepara con pollo, jitomate, pimiento morrón, cilantro, totopos y especialmente, lima.

sopa de lima