Si hubiera una palabra que resumiera al bello estado de Yucatán esa sería: luz. Una luz incandescente que quema deliciosamente al alma entera. Una luz que nutre de alegría a todo ser a través del pasado, de pasajes prehispánicos inundados y ciudades de colores. Estas podrían ser sólo algunas razones para enamorarte de Yucatán pero la verdad es que todo el estado es una postal enviada desde el corazón para todos los que deseen recibirla. Aquí comienza un viaje para descubrir porque este estado será tu siguiente morada.

Chichen Itzá

Además de ser la segunda zona arqueológica más visitada de todo México, Chichen Itzá es también el lugar en donde la magia del pasado se hace presente. El sitio se encuentra a tan sólo una hora y media de la capital yucateca. Posee algunas de las edificaciones más impresionantes de la época prehispánica como la Pirámide de Kukulcan y El Observatorio. La zona fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1988. Una de las razones para enamorarte de Yucatán que te harán apreciar las bellezas que sólo pocos pueden ver.

Chichen ItzáMérida

Conocida como la Ciudad Blanca, Mérida es ese tipo de lugares en donde el tiempo no tiene cabida para la paz y la tranquilidad. Deja que el clima perfecto, sus calles llenas de tradición y glamour y el monumental clima de alegría gobiernen en ti. No te olvides de visitar el icónico Paseo de Montejo donde podrás admirar diversos monumentos, museos e imponentes palacios. Asimismo, podrás disfrutarlo en sus pequeños cafés y restaurantes con la mejor comida de la región.

MéridaCelestún

Junto al río Lagartos, Celestún es un pedazo de tierra robado al cielo. Quiza por ello su nombre se relacione con la palabra celestial y todo lo que habita cerca de él. Esta reserva ecológica es hogar de miles de hermosas aves, playas extensas y manglares estupendos. Aquí podrás disfrutar de tours guiados a través de estos paraísos para observar todo más de cerca en compañía de la naturaleza. Una de las razones para enamorarte de Yucatán que te dejarán al borde de querer ir a vivir allí.

CelestúnValladolid

Si de algo podemos estar seguros, es que no podemos elegir un lugar favorito en Yucatán, pero si se pudiera, Valladolid lo sería. Este bello Pueblo Mágico es conocido como la capital del Oriente Maya rodeada de zonas históricas y edificios coloniales. Posee algunos de los complejos arquitectónicos más espectaculares de todo el país como la Catedral de San Gervasio y el Convento de San Bernardino de Siena. Los cenotes a su alrededor y las zonas arqueológicas complementan este idílico lugar.

ValladolidComida yucateca

En cualquier parte del mundo, en absolutamente todo rincón, el eco de la gastronomía nacional tiene un espacio. Y una de las razones principales para entender el legado de esta cocina es gracias a la variedad de platillos y regiones en donde la comida yucateca se lleva las palmas. La riqueza de sus preparaciones se encuentra en cada uno de sus ingredientes y recetas como los panuchos, la cochinita pibil, el pan de cazón, los salbutes, entre muchos otros. Con la primer mordida sabrás porque es una de las razones para enamorarte de Yucatán.

Comida yucateca Izamal

Todo en Izamal es luz y color. Un pueblo pintado de sol, y literalmente lo es ya que toda la ciudad se encuentra tapizada de amarillo. Este Pueblo Mágico es una estupenda mezcla de culturas, tradiciones e historias. Es uno de los pocos lugares en todo el mundo que combina a la perfección la hermosura del pasado prehispánico con la zona arqueológica de Kinich Kakmó y la etapa colonial con el Convento de San Antonio de Padua. La riqueza maya y la hermosura de su pasado es la mejor manera de conocer el lugar.

IzamalRuta de cenotes

Como es bien sabido, en la Península de Yucatán existen más de 6 mil cenotes y tan sólo se han registrado 2 mil 400. Esto es una viva muestra de la enorme e infinita variedad de maravillas naturales que existen en este estado. Y es que es inevitable rendirse ante uno de estos santuarios rodeados de aguas azules y naturaleza viva. En Yucatán existe una ruta de cenotes que corren por las entrañas del estado. Algunos de los más conocidos son el cenote Xlacah, San Ignacio, X batún, Ik kil, Yokdzonot, Kankirixche y el Chelentún. Cada uno de ellos es un tesoro donde podrás nadar y dejar que tu espíritu se conecte con el pasado maya de la región.

CenotesContinuar leyendo: Sac Actún, sitio arqueológico bajo el agua