San Miguel de Allende, en el estado de Guanajuato, es mucho más que una de las joyas virreinales de México. Es también un sitio que resguarda la historia prehispánica de nuestro país a lo largo de su muy amplio territorio. Y prueba de ello es una zona arqueológica conocida como Cañada de la Virgen, la cual debes conocer ya próximamente.

¿Qué es la Cañada de la Virgen?

Cañada de la Virgen

Cañada de la Virgen se encuentra específicamente a 16 kilómetros al suroeste de la ciudad de San Miguel de Allende. Para poder llegar a la zona arqueológica y salir de ésta, se debe caminar un camino de casi un kilómetro. Por eso se recomienda a los visitantes al lugar ir con calzado cómodo y también con ropa ligera y holgada.

Cañada de la Virgen

En sí, la Cañada de la Virgen son una serie de pirámides y otras estructuras arquitectónicas de una gran belleza. Éstas se encuentran esparcidas a lo largo de la cuenca central del río Laja, originado por los toltecas y chichimecas. De acuerdo con el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), fue regido por la Luna, el Sol y Venus.

Un calendario celestial

Cañada de la Virgen

Se cree que la Cañada de la Virgen se llamaba originalmente Casa de los 13 cielos y fue concebida como un reloj lunar. Su propósito principal era establecer periodos para la caza y la recolección de productos de agricultura local. También fue un importante sitio para el sistema político establecido en la sociedad prehispánica de los toltecas de la época.

Cañada de la Virgen

Aquí verás basamentos troncopiramidales, patios hundidos, plazas, explanadas e incluso un juego de pelota, demostrando su enorme complejidad en arquitectura. Sin embargo, ha estado abandonado durante los últimos 900 años, mucho antes de la llegada de los españoles a América. Pero el paso del tiempo no ha disminuido en ningún sentido la belleza cósmica de esta antigua fortaleza del pasado.

 

Continuar leyendo: El Nigromante, la cultura de San Miguel de Allende