Cerro del Chumil, el guardián de Jantetelco

En el municipio de Jantetelco, Morelos, a dos horas de Ciudad de México, se encuentra un lugar de diversión extrema. Pero, al mismo tiempo, es un espacio donde uno puede llegar a relajarse y descansar. Se trata de un enorme coloso que lleva por nombre Cerro del Chumil, visible a varios kilómetros a la redonda. Sin embargo, en realidad, pocos conocen su enorme atractivo y las grandes experiencias que ofrece.

Cerro del Chumil en Morelos.
Foto: mik3lito

Un tesoro a plena vista

Desde hace unos años el Cerro del Chumil se ha transformado en un centro ecoturístico con muchísimas actividades que disfrutar de un día inolvidable. Puedes pasear por puentes colgantes o subir y deslizarte por extensas tirolesas. Para los más tranquilos que disfrutan del contacto estrecho con la naturaleza está el senderismo, los recorridos a caballo y las vías para andar en bicicleta. Además, hay una amplia alberca y área de campamento para descansar.

Cerro del Chumil se ha transformado en un importante centro ecoturístico.
Foto: elsoldecuernavaca.com.mx

Son varios los atractivos en el Cerro del Chumil, aunque el principal son las tirolesas. Su recorrido es de poco más de dos kilómetros y llegan a alcanzar una altura de mil 500 metros. Esta experiencia zigzaguea a través de siete puntos, siendo el tramo más largo de 700 metros. No es fácil arrojarse de la tirolesa por primera vez, ni siquiera para los más aventureros. Pero cuando superas el miedo y la adrenalina sube al máximo, no puedes evitar seguir.

Cerro del Chumil, sinónimo de aventura

En el punto más largo, el sexto de arriba abajo, el recorrido por la tirolesa avanza a 50 kilómetros por hora. Aún con la adrenalina a tope, el camino lleva la cálida compañía de la naturaleza. Las cabañas para hospedaje, construidas de adobe, fueron hechas para que los huéspedes puedan salir a contemplar la alfombra verde que se extiende sobre el cerro. A un lado, el lugar cuenta con un par de temazcales para quienes buscan relajarse profundamente.

Cima del Cerro del Chumil.
Foto: pinterest.com.mx

El Cerro del Chumil es un tesoro a plena vista en el que puedes conectar con la naturaleza. La aventura acecha en cada rincón, siempre de la mano de hermosos paisajes. Es algo nuevo e inolvidable para quienes no se conforman solo con mirarlo de lejos, con esa silueta de cabeza de mono que refleja a la distancia y con la que recorta el cielo. Hay que adentrarse en el cerro y disfrutar de las grandes aventuras que tiene para ofrecer.

Foto de portada: Amadeo Alvarado

Continúa leyendo: Los maravilloso médanos de Samalayuca