En este Pueblo Mágico del estado de Guanajuato existe una tradición muy pintoresca que se celebra durante Semana Santa. Sin embargo, no podemos saltarnos todos los atractivos del precioso Jalpa de Cánovas. Vayamos con calma y por partes para conocerlo.

jalpa de canovas pueblo magico guanajuato

De visita en Jalpa de Cánovas

El recorrido empieza conociendo los vestigios de la Hacienda de Jalpa, que data de 1542. De hecho, el pueblo surgió cuando la hacienda estaba casi desaparecida. Fue un proyecto de Juan de Villaseñor, a quien Nueva Galicia le brindara terrenos para criar caballos. Por su antigüedad, en la población podemos observar construcciones de los siglos XVII, XVIII y XIX. Algunas ubicadas en Cañada de Negros y San Nicolás de Palenque. Destacan el Templo Parroquial de Nuestra Señora de la Purísima Concepción, la Exhacienda de Cañada de Negros y su presa ecoturística, el Templo del Señor de la Misericordia en Jalpa, el Casco de la Exhacienda de Jalpa, que cuenta con dos presas.

También podemos conocer los cuerpos de agua naturales y artificiales de la región, como el manantial de Los Tanques, ríos con fresnales, sus cascadas, formaciones pétreas en el Parque de la Alameda, el ecoparque Mil Azares, la Sierra de Comaina y el Parque Cañada de los Negros. Sus balnearios son un sitio de gran concurrencia turística durante la Semana Santa.

Tradición en Jalpa

En ese marco, se realiza una tradición de antaño conocida como Los Coquitos. El jueves y viernes de la semana mayor, alrededor de las 8:00 pm, hay un intercambio de coquitos de aceite. Los jóvenes son quienes más participan en este juego; sin embargo, cada año se reúnen cerca de cinco mil personas atraídas por la peculiaridad del juego, buscando divertirse y hacer amigos.

Uno de los aspectos que más enorgullece a los habitantes de Jalpa de Cánovas es la forma en que han conservado sus tradiciones. Así como su zona arqueológica, donde han encontrado vestigios de asentamientos prehispánicos. De hecho, hay trabajos en la región pues se considera que existen estructuras usadas con fines ceremoniales y sociales.

Por último, no puedes irte sin probar sus tradicionales enchiladas con cecina o pollo; sus deliciosas nieves y raspados, cuyo proceso artesanal de elaboración es uno de los más tradicionales en el bajío guanajuatense. Además, sus artesanías son preciosas, como las máscaras de madera policromada, el ate y licor artesanal de membrillo. Por estas y muchas otras razones, Jalpa es un pueblo mágico que debes conocer.