Uno de los edificios más hermosos y emblemáticos de Guanajuato es el Templo Expiatorio de León. Dedicado al Sagrado Corazón de Jesús, este bello inmueble comenzó su construcción en la década de los 20 del siglo pasado. Tardó muchos años en finalizarse, tantos que se creía que cuando se colocara el último detalle de la obra, ese día se acabaría el mundo. Finalmente, quedó concluido en el 2012.

Templo Expiatorio de León.
Foto: iguzzini.com

Templo Expiatorio de León, destino obligado

La peculiar arquitectura del Templo Expiatorio de León es considerada neogótica con elementos modernos y se debe al arquitecto Luis G. Olvera. Aunado a sus hermosas capillas y altares están sus coloridos vitrales. Estos fueron elaborados en Encarnación de Díaz, Jalisco, y en León en el taller del arquitecto Rodolfo Gutiérrez. Representan la Anunciación, el Nacimiento de Cristo, el Calvario, la Venida del Espíritu Santo y la Asunción del Señor.

Interior del Templo Expiatorio de León.
Foto: tumblr.com

Las puertas de la fachada son de bronce. El piso es de granito natural. El altar principal está hecho con dos tipos de mármol y la campana principal pesa más de dos toneladas y media. Pero su mayor atractivo son las siete catacumbas con profundidad de 12 metros que se encuentran debajo del Templo Expiatorio de León. Se trata de un laberinto cuyos pasillos constituyen los cimientos; los primeros, tiene imágenes de varios santos.

Explora sus catacumbas

Cada cripta tiene una historia que ofrece a los visitantes un recorrido a través del tiempo. El silencio que reina en los pasadizos es tan grande que pueden escucharse los susurros que nacen en la gran bóveda de la iglesia. Una vez aquí, no te sorprenderá para nada que este sea uno de los sitios más visitados por turistas nacionales y extranjeros. Estas catacumbas conformadas por capillas y pasadizos contienen al menos mil 900 criptas.

Catacumbas del Templo Expiatorio de León.
Foto: twitter.com

El Templo Expiatorio de León impone a primera vista. Querrás conocer todos los secretos que aguarda en su interior en cuanto lo tengas de frente. Un básico en tu visita a la ciudad esmeralda.

Foto de portada: Francisco Enrique Camacho

Continúa leyendo: Templo y Ex Convento de la Natividad, en Tepoztlán