Las maravillas naturales en México siguen asombrando al turismo nacional e internacional. Así que si buscas lugares remotos y poco frecuentados, la Cueva de la Virgen, Nuevo León, será una excelente opción.

Maravíllate con esta formación natural del estado de Nuevo León, en el municipio de Santa Catarina. Por este motivo, te invitamos a tomar nota para tu próximo viaje al parque La Huasteca.

Una maravilla de Nuevo León

La cueva de la Virgen

La Cueva de la Virgen, se ubica en la Sierra Madre correspondiente al municipio de Santa Catarina, Nuevo León. En la vereda del cañón, a lo lejos, se encuentran las dos cuevas que sobresalen por encima del entorno natural.

Una de las cuevas lleva por nombre Guano y la otra, de la Virgen. Dichas formaciones se labraron hace millones de años, debido a la erosión causada por el viento, el agua o en combinación de las mismas.

La Cueva de la Virgen está situada en el cañón de Santa Catarina. De hecho, lleva su nombre por la silueta de la Virgen María, formada por un tragaluz natural que la ilumina por dentro.

La casa en la Cueva de la Virgen

Casa del científico Aguirre Pequeño

Un ilustre científico llamado Eduardo Aguirre Pequeño, estudió las cuevas para determinar la enfermedad causada por el excremento de murciélago. Por este motivo decidió comprar un terreno situado en General Zaragoza, Nuevo León, llamado El Saltito. Tras recibir diversos comentarios sobre el cañón, decidió vender el Salto y comprar terrenos que daban a las paredes de la cueva.

A inicios de 1950, comenzó a construir la famosa casa espaldas de la cueva. No obstante, fue una tarea que duró siete años construirla, esto con la ayuda de un albañil que vivía en la Huasteca.

En dicha propiedad había dos manantiales, uno de ellos llamado El Palmar. Como consecuencia, decidieron construir una piscina y una red de canales que alimentaban las hortalizas del científico. Cabe mencionar que las revistas y periódicos de la época se referían a la construcción como el Nido de la Águilas.

Actividades extremas

Deportes extremos en la cueva de la Virgen

Como toda atracción turística de este tipo, cuenta con atractivos emblemáticos del Parque Ecológico La Huasteca. Conforme caminas, encontrarás senderos de agua y cactáceas. El propio camino de rocas te llevará a la Cueva de la Virgen.

La cueva es famosa entre el turismo local, pues es una formación natural que permite practicar deportes extremos. Destacan la escala o rappel en las inmensas rocas que son marcadas con equipos de seguridad. Aunado a esto, la diversidad de la vegetación te permite disfrutarlo en bicicleta o cuatrimoto. Asimismo, puedes bajar por el río en balsa y salpicarte con la emoción de las rápidas caídas.

Este destino presenta terrenos que permiten disfrutar del deporte e historias que envuelven a cualquiera que decida aventurarse. Cabe mencionar que el sitio es de acceso complicado, pero existen agencias que podrán facilitarte la llegada. Vive esta experiencia en Nuevo León y asómbrate con sus vistas y atracciones.