Sus edificios virreinales, llenos de color y terrazas, junto con sus empedradas calles, hacen a Guanajuato una ciudad muy hermosa. Y en la capital homónima de este maravilloso e histórico estado, hay un lugar donde podrás admirarla desde las alturas. Se trata del Monumento y Mirador del Pípila, ese personaje de la historia de nuestro país heroico por sus hazañas.

¿Quién fue el Pípila?

Como su nombre sugiere, el Mirador del Pipila se encuentra dedicado en honor a El Pípila, insurgente de la Independencia. Gracias a él, y a la piedra en su espalda, se protegió de disparos e incendió la Alghóndiga de Granaditas. Fue así que se logró tomar este bastión de gran importancia en la sangrienta lucha por la Independencia de México.

Monumento al Pípila

Para recordar este evento del 28 de septiembre de 1810, fue que se estableció el Monumento y Mirador del Pípila. Aquí se ve una estatua del minero Juan José de los Reyes Martínez Amaro cargando una losa y con tea en mano. Inaugurado en 1939, este mirador en la cima del Cerro de San Miguel es parte de este paisaje.

Continuar leyendo: Los más espectaculares miradores de México

La vista desde el Mirador del Pípila

Mirador del Pípila

El monumento y mirador del Pípila fueron diseñados por el artista Juan Fernando Olaguíbel, responsable de la célebre Diana cazadora. Una vez que llegues a la cima, tendrás una visión de 360 grados de toda la capital de esta increíble ciudad. La subida vale la pena sólo por el sorprendente paisaje que puedes ver desde aquí de día o noche.

Mirador del Pípila

Una vez que llegues a la cima del cerro, al Mirador del Pípila, disfrutarás de los atractivos turísticos de Guanajuato. Desde aquí podrás divisar la Basílica de Nuestra Señora de Guanajuato, el Teatro Juárez y el edificio central de la Universidad de Guanajuato. También el Jardín Unión y la Alhóndiga de Granaditas, todos ubicados en el Centro Histórico de Guanajuato.