Bleseed are the dead who die in the lord –Benditos son los que mueren en el señor– reza la leyenda que se encuentra encerrada en una placa de hierro a la entrada del cementerio. Estamos en la parte más alta del cerro del Judío, y por lo mismo, más alta de Real del Monte, Hidalgo, uno de los lugares con mayor altitud en México. La neblina no es un visitante espontaneo, es quien determina el camino y nos protege de las animas ansiosas. Apenas hemos dado un pie dentro del Panteón Inglés y nos sentimos inundados de un exquisito misticismo.

Camposanto de verdades

Dentro de este sitio, el cielo y el infierno no tiene cabida. Solo existen largas hileras de cuerpos hecho polvo o huesos de acuerdo a su antigüedad. Los ángeles de piedra parecen aferrarse a la tierra y desviar la vista cuando intentamos mirarlos de frente. Las tumbas parecen personas, cada una con una forma y estilo diferente.

Panteón Inglés

El famoso Cementerio Británico de Mineral del Monte, mejor conocido como Panteón Inglés, es un monumento a la vida y la muerte. Fue construido en 1851 gracias a la donación de una porción de tierra del inglés Thomas Strafford. El trazo del camposanto de divide por cuatro pasillos paralelos al central y dos perpendiculares, uno delante y otro atrás. Al intentar tocar una de las tumbas, la fuerza del mármol y la mampostería nos hace notar la carga que tiene este sitio.

Panteón Inglés

Continua leyendo: 7 cosas que hacer en Real del Monte esta temporada

Vidas que no mueren

Maricarmen, hija del fallecido vigilante que cuidó estas tumbas por 47 años, Don Chencho, nos señala a lo lejos una tumba que parece dar la espalda a todas las demás. “Esa es la tumba de Richard Bell”, nos dice mientras hacemos una mueca de duda al escuchar el nombre. “Él fue un famoso payaso que abandonó su país para probar suerte en México, con el tiempo obtuvo fama y prestigio al grado de actuar para el entonces presidente Porfirio Díaz”. Fue tanto el amor de Bell a México que decidió ser enterrado aquí cuando visitó el cementerio durante una gira con su circo. Dictaminó que su tumba mirará al lado contrario de las demás. Quizá por el rechazo que tenía con sus patriotas por no haber apreciado su talento o por su cariño por este país.

Panteón Inglés

Hoy en día, y tras la visita de los condes de Corwell en 2014, el Panteón Inglés parece más vivo y lleno de vida. Algo un tanto escalofriante para los que sienten el pasar de las ánimas. Para nosotros, fue un viaje al pasado donde la naturaleza reina y cuida las almas. Salimos de ahí con una grata paz y alegría inaudita. Por un momento, posamos en la línea que divide a la muerte de la vida. Algo único en todo México.

Panteón InglésEl Panteón Inglés se encuentra en la calle Santos Degollado 146, Purero, Mineral del Monte, Hidalgo. Lo puedes visitar de lunes a domingo de 9 a 17 horas y visitadas guiadas de 10 a 16 horas. El costo es voluntario.