Los arcoíris no sólo existen en el cielo, también sobreviven en la tierra. Sus colores están presentes en el suelo que pisamos y en los bellos paisajes que visitamos. Tal es el caso de las playas, los templos del agua y arena que conjuntan fuerzas para robarle paraísos al cielo. En nuestro país, existen diversos paraderos junto al mar donde el color es el protagonista del lugar. Estos sitios, pocos conocidos por la mayoría, guardan color y belleza en el mismo sitio. Conoce a continuación las playas de colores en México para que corras a pintarte

Playa negra

En uno de los últimos sitios de México se encuentra la playa Nopoló, un bello paraje de arena negra. Este sitio forma parte de Loreto, Baja California Sur y es ideal para practicar buceo, natación, kayak, esnorquel y pesca. Su suelo negro contrasta con las imponentes montañas de la Sierra La Giaganta además de pequeñas islas que forman grandes acantilados.

Vista aérea de la playa Napoló en LoretoPlaya rosa

En el otro extremo del país se ubica una playa de agua rosada y colores profundos: Las Coloradas. Este bello paraje vive dentro de la zona de Río Lagartos. Cuenta con lugares vírgenes, aves marinas y abundantes manglares. Es también santuario para la protección de la tortuga marina y un punto importante para los vacacionistas.

Vista de Las Coloradas en MéxicoPlayas amarillas

El color de mayor tradición en las costas mexicanas se ubica generalmente en el Golfo de México. Este bello matiz sol es ocasionado por algunas impurezas minerales que se mezclan con los cristales de cuarzo que forman la arena. Las playas veracruzanas son las más concurridas en este rubro.

Vista de una playa amarilla en el Golfo de MéxicoPlayas blancas

El color reinante en la Península de Yucatán es el reflejo del cielo puro. Las arenas que habitan en esta zona son conocidas por su pureza y suavidad al tocarlas. La mayor parte de las costas de esta área cuentan con este color inundado por la fuerza del mar caribe. Las mejores playas de colores en México.

Vista de las playas blancas en MéxicoContinuar leyendo: Xcalak, pequeña joya caribeña