Son Mikel Alonso y Bruno Oteiza los encargados 
del éxito de Biko, el restaurante vanguardista que combina la cocina vasca y mexicana para dar lo mejor a sus comensales.

Teniendo sus raíces de cocina en la península ibérica, pero agregando toques diferentes por el uso de ingredientes mexicanos, la cocina del restaurante Biko se denomina como Gachupa. Dicha connotación refleja con honestidad la realidad de vida del restaurante, pues no es comida mexicana tradicional ni vasca de hueso colorado. El objetivo de su propuesta es desarrollarse en libertad.

Chef Mikel Alonso y Bruno Oteiza
Mikel Alonso y Bruno Oteiza

Sus fundadores, Mikel Alonso y Bruno Oteiza, se encargan de dar a los comensales lo mejor de lo mejor: desde la entrada hasta los postres artesanales, los cuales recomiendan que se ordene a la llegada a este rincón de Polanco, en la Ciudad de México, para que éstos se preparen con su respectiva dedicación y tiempo.

Chocolate Capuchino, Platillo de Restaurante Biko
Chocolate Capuchino

Cabe señalar que las porciones servidas por platillo son minimalistas, de geometría cubista y con un colorido sin igual que llena de vida cada tiempo.

Lo mejor que puede hacerse en Biko es disfrutar cada bocado, degustar cada platillo tranquilamente 
y saber comprometerlo con la copa adecuada, pues 
la experiencia resultará completa cuando también se haya elegido la bebida perfecta.

Papada, Tomate y Chicharrón. Platillo de Restaurante Biko
Papada, Tomate y Chicharrón

Al ser un emplazamiento donde se profesa la comunión con los alimentos, el ideal es capturar las esencias de cada receta en bocados pequeños pero sustanciosos, por lo que, como ya hemos dicho, cada plato se dispone de manera frugal, lo cual contrasta con la avalancha de emociones que se disparan en el paladar.

Frutas del Este, Platillo de Restaurante Biko
Frutas del Este

Las áreas privadas en las que se divide el establecimiento son: el bar, con capacidad máxima de 18 personas, cuenta con gran iluminación y vista a la avenida Masaryk; cava, que estima espacio disponible para 16 personas, iluminación tenue y espacio acogedor, y finalmente la Casa Biko, un área que simula un departamento, cuenta con sistema de sonido y que puede albergar a 50 personas para una comida o cena y 80 para fiesta cóctel.