Sendero del Capitán, la ruta potosina para senderistas

En el rubro de turismo de aventura no hay otro como San Luis Potosí. Este estado cuenta con una gran variedad de lugares en los que es posible olvidarse por completo del celular y conectarse con paisajes naturales llenos de belleza. Uno de estos puntos es el nuevo Sendero del Capitán, un camino de terracería que te regalará una experiencia que nunca podrás olvidar.

Sendero del Capitán.
Foto: xeen.mx

Sendero del Capitán, lo nuevo en San Luis Potosí

El Sendero del Capitán fue inaugurado apenas este 2020, como un parque lineal que se agrega a la ya amplia red de parques del estado. Se extiende por 19 kilómetros y conecta a los pueblos Cerro de San Pedro y Armadillo de los Infantes, todo a través del Monte Caldera. Al sr un espacio abierto y amplio, cuenta con los requisitos que exige la llamada nueva normalidad. De igual manera, por la forma en está trazado, el sendero es bastante transitable por lo que familias enteras podrán recorrerlo sin complicaciones.

Sendero del capitán.
Foto: xeen.mx

Sendero del Capitán se puede recorrer a pie o en bici. Se puede cruzar de principio a fin en una caminada que dura poco más de seis horas. Realmente el trayecto no es muy complicado, pues a lo largo del camino se pueden encontrar señalizaciones, baños y placas en las que se puede conocer un poso sobre la fauna y flora del lugar. Lo más importante es dejarse envolver por el paisaje árido, inmerso entre colinas secas, formaciones rocosas y enormes pastizales.

Sendero del Capitán es lo nuevo en San Luis Potosí.
Foto: xeen.mx

Recorrido entre historia y bellos paisajes

Los poblados que une el Sendero del Capitán son destinos importantes para la historia de San Luis Potosí. El primero, Cerro de San Pedro, fue un prolífico centro minero de oro y plata por allá del siglo XVI. Caminar por sus calles es como un viaje al pasado entre casonas coloniales. Por otro lado, Armadillo de los Infante destaca por ser el primer poblado en todo San Luis en donde se instaló una imprenta. Además, el encanto de este pueblo está en sus calles empedradas y las coloridas fachadas de sus casas y haciendas. Recorrer el Sendero del Capitán y enamórate de los paisajes montañosos y áridos del Bajío mexicano.

Foto de portada: xeen.mx

Continúa leyendo: No es Canadá, es el bosque de maple en Talpa