Epicentro de aventuras y emociones. Sitio donde el sentido salvaje de Zacatecas se siente hasta el aire. Así es la Sierra de Cardos, un lugar de irregularidades geológicas que ante la vista de cualquier ser, parece un mundo ordenado y perfecto. Adéntrate en sus caminos de piedra y déjate abrazar por la adrenalina que ofrece.

Donde las rocas gobiernan

Ubicado a 20 aproximadamente de Jérez, Zacatecas, la Sierra de Cardos es un auténtico paraíso de roca y vistas desérticas. Su extensión total forma parte de uno de los extremos de la Sierra Madre Occidental donde la vegetación y la fauna han tomado forma y vida desde hace miles de años. Su nombre proviene de la inmensa cantidad de cardos que abunda en la zona. De igual manera, la zona se distingue por la vasta población de cerros entre los que se encuentran: la Culebra, la Cruz, el Águila, la Campana, el Carrizal, las Cabras, las Palomas, entre muchos otros.

sierra de Cardos

Continuar leyendo: Guadalupe, un hermoso escape en Zacatecas

La Sierra de Cardos alberga también diversos arroyos como las Lajas, Cerro Blanco, los Sauces, entre otros. Este grupo de corrientes alimentan a la espectacular presa El Cargadero, uno de los mayores atractivos de la zona.

Sierra de Cardos

A los ojos de la mayoría de visitantes, rocas puntiagudas y crestas rocosas se asoman ante todo. Sin embargo, para las almas aventureras, este lugar invita a la exploración desde el primer paso. Aquí podrás realizar largas caminatas en las faldas de los cerros. No pierdas de vista la frescura que emana de las planicies gracias a la diversidad de árboles frutales. Como opciones adicionales hallarás un circuito de tirolesas y puente colgante.

Sierra de Cardos

Al adentrarte en lo más profundo de la Sierra de Cardos te encontrarás con el Centro Ecoturístico El Manantial. Este lugar es la opción ideal para pernoctar en medio de la naturaleza. Cuenta con diversas cabañas además de una alberca y temazcal.