Fotografía de portada: Alejandro Soto Barón. (Twitter: @asboos)

Tacámbaro es una región de intersección climática; es decir, registra diferentes alturas y temperaturas en el mismo lugar. Si vas a la Plaza Principal, te encontrarás a una altura de mil 600 metros sobre el nivel del mar y con clima templado; en el mismo sitio, pero del lado norte, estarás a una altura de mil 800 metros y el clima será frío. Por si no bastara, en la parte sur estarás a mil 460 metros y bajo un clima cálido.

Este Pueblo Mágico de Michoacán tiene una belleza natural característica y lo consideran el balcón de tierra caliente porque desde la zona se tienen una maravillosa vista de dicha área michoacana.

Tacámbaro

¿Qué hay en Tacámbaro?

Los bellos paisajes naturales te dejarán sin habla, pero muy ocupado porque querrás conocer cada uno de sus rincones. Aunque primero debemos recorrer el interior de la ciudad para empaparnos en su cultura. Encontraremos la Catedral de Tacámbaro y un punto religioso de los más visitados en la región: el Santuario de Nuestra Señora de Fátima; que resguarda una réplica del Santo Sepulcro.

Alberca del Rey Tacamba

El centro de la comunidad nos traerá los recuerdos de dos personajes emblemáticos: la musa a quien Marcos Augusto Jiménez le escribió la canción Adiós Mariquita linda; además de cierto hombre infortunado a quien José Rubén Romero nos mostraría en una novela: el famoso Pito Pérez. Aprovechando que la caminata abre el apetito; prueba los platillos típicos de Michoacán como las corundas, los huchepos, el aporreado, la olla podrida y las tradicionales carnitas.

Ahora sí, en los alrededores de Tacámbaro encontrarás La Laguna de la Magdalena, un sitio perfecto para practicar deportes acuáticos; la Alberca del Rey Tacamba, un cráter volcánico lleno de agua y rodeado de pinos tan hermoso que no podrás creer lo que ves; pero te será fácil entender por qué desde tiempos remotos se considera un lugar sagrado. Por último, en el Parque Recreativo Ecológico Cerro Hueco toda la familia podrá realizar deporte y divertirse.

Así que no lo dudes y prepara tus maletas para ir a Tacámbaro.