Al Pueblo Mágico de Valladolid se le conoce como “la perla del Oriente” debido a su riqueza histórica, gastronómica, paisajes salidos de un sueño y la calidez de su gente. De hecho, hay quienes la consideran el sitio más cosmopolita de la península de Yucatán. ¡Acompáñanos a conocerla!

valladolid pueblo magico yucatan

La histórica Valladolid

Valladolid es el epicentro de dos importantes sucesos de la historia mexicana. El primero es la Guerra de Castas, en julio de 1847; un movimiento social que los nativos mayas del sur y oriente de Yucatán emprendieron contra criollos, mestizos y mulatos del occidente de la península. Culminó cuando el ejército federal mexicano tomó la capital maya de Chan Santa Cruz en 1901.

El segundo es la llamada primera chispa de la revolución mexicana, pues ocurrió meses antes del Plan de San Luis, el 4 de junio de 1910. Se trató de una rebelión armada contra la dictadura porfirista, producto del Plan de Dzelkoop. Respaldado por el Coronel Maximiliano R. Bonilla, el Coronel José Crisanto Chi, el Teniente Coronel Juan de Mata Pool, entre otros.

Cenote Samulá, Valladolid
Cenote Samulá, Valladolid

Goza de una ubicación privilegiada, justo en medio de Mérida y Cancún; muy cerca de Chichén Itzá, Ek Balam y Cobá. No obstante, la llaman “la Capital del Oriente Maya” por sus propias zonas arqueológicas mayas, rodeadas por bellos cenotes. Es la ciudad más antigua del estado yucateco y sus orígenes se remontan al cacicazgo maya en Chauac Há, donde moraban los Cupules. Y la villa como tal fue fundado en 1543 por Francisco de Montejo “El Sobrino”. Sin embargo, tuvieron que trasladar la ciudad a las ruinas del asentamiento maya Zací –“gavilán blanco”, en dicha lengua– para escapar de la fiebre amarilla. Comenzó a tomar relevancia a partir del siglo XIX, cuando se estableció la primera fábrica de hilos y tejidos de México, antecesora de las maquiladoras.

Un paseo por Valladolid

Entre sus preciosas construcciones virreinales destacan el Convento de San Bernardino de Siena, la Iglesia de San Servacio, el Museo de San Roque, el Palacio Municipal y el Extelar de la Aurora. De aquí parten los recorridos para conocer las ruinas mayas de Chichén Itzá, además de otros pueblos mágicos como Izamal, y los circuitos de Las Coloradas, Ek Balam, San Felipe y Río Lagartos.

valladolid yucatan mexico

Al estar en la comunidad, debemos visitar el Mercado Municipal Donato Bates, para admirar ese extravagante espectáculo. Aquí podremos probar la deliciosa gastronomía yucateca y platillos típicos de Valladolid; como la longaniza asada, la cochinita pibil, el escabeche oriental, salbutes, panuchos, papadzules, tamales y los lomitos; que se sirven acompañados de xtabentun y balché. O las famosas artesanías de la región, como la ropa tradicional con bordados, encajes, huipiles, sombreros de jipijapa y guayaberas, hamacas, joyería, talabartería y el tallado de piedra, que se adquieren en el Mercado de Artesanías y en el Centro Artesanal Zací.

Finalmente, no puedes marcharte del lugar sin vivir la adrenalina de saltar en sus cenotes. Dentro de la misma ciudad está el Cenote Zací; y alrededor de éste tenemos un restaurante, un zoológico y tiendas de artesanías. En las cercanías se ubica el Cenote Suytún, dueño de una escena espectacular; el Cenote Yokdzonot, donde puedes practicar rappel, esnórquel, tirolesa y buceo; al igual que el Cenote Maya, que además cuenta con huerto de plantas medicinales.

¿Listo para la aventura?